Testimonios para la historia, S.L. Editora. Avda. Diagonal, 612 6º 4ª y 5ª Barcelona 08021. Télefono: 930 18 16 16 Contacta
JESÚS SERAFÍN PÉREZ DÍAZ.

JESÚS SERAFÍN PÉREZ DÍAZ. AGUAS DE FUENSANTA

Obra:
Texto del 22/03/12 .
Fotografía cedida por Jesus Serafín Pérez.
 

Una sociedad comprometida y culta, bien dirigida por una clase gobernante honesta y capacitada, es la base para fortalecer y hacer progresar un país en opinión del máximo responsable de esta famosa y decana empresa de embotellado de agua. Vicepresidente de CEOE y presidente de la Federación Española de Industrias de Alimentación y Bebidas, el conocimiento le parece un arma de futuro, de ahí la importancia de una mayor simbiosis universidad-empresa.

Aguas declaradas de utilidad pública en 1846

Aguas de Fuensanta es la compañía asturiana más antigua en cuanto a actividad empresarial continuada se refiere. Aunque declaradas de utilidad pública en 1846, sus aguas se conocían desde mucho antes. Existen vestigios de que fueron descubiertas y utilizadas ya en la época de los romanos. Durante la Guerra Civil, el edificio –un balneario de larga tradición familiar– fue parcialmente destruido, y ambos bandos lo utilizaron como hospital de campaña. A partir de 1968 comienza el negocio de envasado de agua mineral natural. El norte es la región con menos actividad sísmica de toda la Península, pero la Falla de Ventaniella, que se prolonga hasta el mar Cantábrico y pasa por el lugar de ubicación del nacimiento de nuestro manantial en la vertiente de la Sierra de Peñamayor, convierte las aguas en termales y les proporciona una composición muy equilibrada. Entré como director general de la compañía en 1977, con 27 años, y llevo en el puesto desde entonces.

Innovar en gestión, promoción y marketing

Las aguas minerales, por definición e imperativo legal, no pueden tratarse químicamente, de modo que los procesos de innovación en producto son imposibles, pero se puede innovar en gestión, promoción y marketing, lo cual ha sido una constante en nuestra empresa. Ofrecemos al consumidor la seguridad de que compra un producto de gran calidad. Para ello disponemos de un atributo de origen, pues nuestras aguas están vinculadas a una región imbricada por completo en la naturaleza y el paisaje, algo de por sí positivo para la población consumidora de agua mineral.

Un catálogo importante de productos

Con el devenir de los años se ha diversificado la empresa, y ahora Fuensanta es la cabeza visible de cinco compañías. Gestionamos otro manantial en Asturias y dos más en la zona de Levante. Además de agua mineral natural, envasamos bebidas de nueva generación, como las multivitamínicas y las energéticas, y disponemos de un importante catálogo de productos porque producimos bebidas por encargo para muchas compañías. La colaboración entre distintas empresas capaces de conseguir objetivos de productividad dedicándose cada una a lo que sabe hacer representa el camino del futuro.

Carecemos de imagen de marca en nuestro sector

Existen más de 200 marcas de agua en nuestro país, lo que explica tengamos el precio de agua mineral más barato de toda Europa. Nuestras empresas son altamente competitivas, pero, como sector, no hemos sabido valorar el producto como han hecho en Francia o Suiza. Así, es difícil que un consumidor pida una marca concreta de agua en un restaurante, tal como hace con la cerveza u otras bebidas. Tal vez por razones históricas, solo hemos sabido crear una imagen de marca de cara al hogar a través de los supermercados.

Distribuir el producto es caro y dificulta la internacionalización

El sector de las aguas envasadas está en manos de dos multinacionales: Nestlé, con 78 compañías de agua mineral repartidas por el mundo, y Danone. Ambas desarrollan una estrategia global que comprende un portafolio de marcas destinadas a la internacionalización. Pero la realidad es que un gran país como Alemania, el mayor productor de agua mineral del mundo, trabaja con compañías locales. Internacionalizarse es complicado tratándose de un producto de costes de distribución tan elevados y del cual, por fortuna, se dispone en todos los territorios de Europa.

No hay dos aguas minerales idénticas

Una de las peculiaridades de las aguas minerales naturales es que no hay ni una sola idéntica a otra. Es de los pocos productos alimentarios regidos por una directiva europea. Existen, sí, familias o grupos de agua: carbonatadas, con magnesio, etcétera, pero no contienen una fórmula, al modo de las bebidas refrescantes, que pueda exportarse al mundo entero.

España tiene uno de los niveles de calidad más altos de Europa en aguas minerales

Dentro de los productos alimentarios, el agua mineral natural es de los más controlados, y debe ser así. España ostenta uno de los niveles de calidad más altos de toda Europa. Las inversiones de las compañías son muy importantes y estas se comprometen a ofrecer al consumidor un producto 100% natural libre de la intervención humana.

La OMS recomienda beber dos litros de agua diarios

La Organización Mundial de la Salud recomienda beber unos dos litros de agua diarios, porque se ha descubierto la importancia de una buena hidratación como factor preventivo de enfermedades. El 70% de nuestro cuerpo es agua: procuremos que esta sea de la mejor calidad posible.

Una sociedad civil formada y comprometida fortalece a los países

Los países fortalecen su estructura cuando cuentan con una sociedad civil comprometida. Si como empresario puedo ser útil a la sociedad, intento serlo. En la Universidad de Oviedo imparto conferencias sobre el ámbito empresarial. Creo con firmeza que el mundo del conocimiento resuelve muchos problemas. Debemos transmitir lo que sabemos y seguir aprendiendo día a día. Es evidente que universidad y empresa están por completo obligadas a entenderse mediante una profunda simbiosis, pues llevamos al respecto un gran retraso frente a los países anglosajones. Aunque de forma tímida, los nuevos planes universitarios indican un avance en este sentido.

Intensa divulgación de la labor empresarial

Presidí la Cámara Oficial de Comercio de Oviedo hace 14 años, y aún mantengo responsabilidades en el mundo asociativo como presidente de la Federación Española de Industrias de la Alimentación y Bebidas y como vicepresidente de Alimentaria Barcelona y de la CEOE. Considero que en este momento las Cámaras adolecen de excesivas incertidumbres financieras; por lo tanto, es difícil que se muestren proactivas como entidades prestadoras de servicios para las empresas de su circunscripción.

Hemos alcanzado una tasa de desempleo intolerable

Creo que la reforma laboral es absolutamente necesaria para procurar una flexibilidad del mercado laboral. Pero, aunque muy importante, tan solo es una de tantas medidas que España tiene que poner en marcha para afrontar la crisis. Durante el año 2007 Alemania experimentó caídas del PIB más grandes que las nuestras actuales, y, sin embargo, no llegó nunca al nivel de desempleo intolerable que nosotros hemos alcanzado. Pensemos que nuestra legislación laboral tiene ya 40 años.

La crisis ha enseñado economía a los ciudadanos

De manera paradójica, con la crisis y la masiva destrucción de empleo, los ciudadanos de nuestro país han aprendido economía sin necesidad de ir a la universidad. No soy el único que viene reivindicando desde hace años la introducción de estudios de economía en el bachillerato. El crecimiento económico depende del aumento de la productividad, y la evolución de la productividad española en los últimos 20 años ha sido de las peores de la Unión Europea, lo que no es ajeno a nuestro rígido marco laboral, que tanto incrementaba los costos salariales. El mundo cambia de manera constante y hemos de ajustarnos a las transformaciones que se produzcan.

Nuestra clase gobernante no ha afrontado con decisión los problemas

Es una lástima que nuestra actual generación de políticos europeos no esté sabiendo afrontar con decisión y rigor los problemas importantes que tenemos, como la deuda soberana de la Zona euro y la desproporcionada importancia que se ha dado al caso griego.

Compromiso político de don Mariano Rajoy

La semana pasada el presidente Mariano Rajoy me invitó a la Moncloa para la presentación del plan de pagos a proveedores por parte de las administraciones públicas. La solución del Gobierno, consistente en otorgar créditos a 10 años con dos años de período de carencia y aval del Estado, me pareció acertada. Pero lo importarte es que exista un compromiso político firme y una seria limitación del gasto público. Viejos axiomas de toda la vida, como no gastar lo que no se tiene y ahorrar algo para el día de mañana, se me antojan muy pertinentes en estos tiempos.

Por una verdadera solidaridad entre los Estados miembros de la UE

Europa es la primera potencia económica del mundo y cuenta con un Estado social sin parangón en ninguna otra parte del mundo, por eso debemos trabajar día a día para preservarlo. En el año 1982, durante la presidencia de Reagan, estudié en la Universidad de Berkeley. La situación económica de California ya era grave, y lleva 30 años al borde de la quiebra, pero tiene de su parte la Reserva Federal de los Estados Unidos, país donde hay una verdadera solidaridad entre los Estados. En la UE deberíamos tender a lo mismo y, través de la emisión de títulos de deuda europea amortizable, podríamos arreglar nuestra situación actual.

Acabar con la economía sumergida es acabar con un injusto agravio comparativo

Todo el mundo debe pagar sus impuestos, pues de lo contrario se produce un agravio comparativo entre quienes cumplimos con nuestras obligaciones fiscales y aquellos que no lo hacen. Estoy de acuerdo, pues, con que el esfuerzo tributario se encamine a erradicar la economía sumergida. Es difícil integrar a todos los ciudadanos en una economía oficial, pero la sociedad y los políticos han de intentar lograrlo sin ningún miedo.