Testimonios para la historia, S.L. Editora. Avda. Diagonal, 612 6º 4ª y 5ª Barcelona 08021. Télefono: 930 18 16 16 Contacta
Sr. José Vicente de los Mozos Obispo
JOSÉ VICENTE DE LOS MOZOS OBISPO.
Fotografía cedida por José Vicente de los Mozos.

JOSÉ VICENTE DE LOS MOZOS OBISPO. RENAULT

Obra:

Texto del 11-06-2012

Incrementar la política industrial y canalizar el talento y los esfuerzos conjuntos de la sociedad serían la piedra de toque sobre la que asentar la recuperación económica del país, al parecer del ingeniero aeronáutico que preside en España esta prestigiosa multinacional del automóvil, cuya trayectoria e implantación se han caracterizado por la innovación constante y la voluntad de posibilitar una movilidad sostenible y para todos.

Trayectoria profesional vinculada al mundo del automóvil

En 1978 entré a trabajar en Renault España como aprendiz y, tras obtener mi titulación en Ingeniería Aeronáutica, pasé a formar parte del equipo de ingenieros de la factoría de Carrocería de Montaje de Valladolid. En 1993 me trasladé a París para desempeñar diferentes tareas de responsabilidad en la dirección de ingeniería de Renault, período tras el cual regresé a España como jefe del Departamento de Embutición de la factoría vallisoletana, para pasar luego a dirigir los departamentos de Chapa y Embutición de Palencia. En 2003 entré como adjunto al director industrial de Nissan en Barcelona y, dos años después, en 2005, me nombraron presidente director de Nissan Motor Ibérica. En 2008 fui contratado como director de operaciones (COO) por el proveedor de componentes del automóvil Ficosa. Catorce meses más tarde, en 2009, me reintegraría al grupo Renault como vicepresidente de fabricación de vehículos, responsabilidad que compagino desde enero de 2012 con la de presidente director general de Renault España.

En Valladolid se halla un importante Departamento de I+D+i de Renault

El mayor Departamento de I+D+i de Renault en todo el mundo fuera de París es el nuestro de Valladolid, donde tenemos tantos ingenieros –unos 900– como el mejor centro técnico que pueda haber en el país.

Más de cien años en España.

Somos la marca de automóviles con más tradición del país; llevamos instalados aquí más de 100 años. El primer concesionario oficial se constituyó en 1908, en Madrid, y la sociedad industrial se creó en Valladolid, en 1951, lo que daría lugar, años más tarde, al primer Renault 44 fabricado en España, toda una revolución en la época, junto al Seat 600. Nuestro lema entonces era el siguiente: “Movilidad para todos.”

España es una gran potencia en la industria del automóvil

España es una gran potencia en la industria del automóvil, y la I+D+i asociada a ella, es de las más avanzadas –sino la más– de nuestro país. Nuestra filial española constituye un pilar dentro del grupo Renault. En las fábricas de Palencia y Valladolid fabricamos el 12% del total de vehículos. Además, en Valladolid se encuentra una de las fábricas de motores más importantes para Renault, pues supone el 40% de la fabricación total. Alrededor de 1.200.000 motores salen al año de nuestras fábricas españolas. Y no hay que olvidar la fábrica de cajas de cambio de Sevilla que, con más de un millón de unidades al año, sirve a fábricas de la Alianza Renault Nissan de todo el mundo.

La movilidad sostenible, tercera gran revolución del sector automovilístico

Tres grandes hitos jalonan la historia del automóvil: pioneros como Louis Renault comenzaron la revolución del motor y del coche de combustión a finales del siglo XIX, creando la movilidad de las personas. A mediados de los años 50 se produjo el segundo gran cambio, con la fabricación masiva de automóviles. Entonces la movilidad pasó a ser accesible a todo el mundo. La tercera revolución es la que vivimos ahora, la de la movilidad sostenible para todos, es decir, el vehículo eléctrico, en el que somos pioneros en España con el Renault Twizy. Existen informes que predicen que en 2020 el 10% de los automóviles serán eléctricos. La preocupación por el medio ambiente se consolidará en nuestro modo de vida futuro.

Preocupación medioambiental

La electricidad es la única fuente de energía que no depende en exclusiva de ninguna materia prima y que garantiza cero emisiones en su uso. Nosotros somos la única empresa del sector que posee una fábrica, situada en Marruecos, que no contamina en sus procesos de producción. Además, todas nuestras fábricas están avaladas por la ISO medioambiental y más del 70% de nuestros vehículos se fabrica ya con material reciclable.

Devolver la confianza al sistema es tarea del Gobierno

La compra más importante en la vida de una persona, después de la vivienda, es el vehículo. De ahí que la falta de confianza en la situación económica actual haga que estos dos bienes sean los más castigados por la caída de las ventas. Respecto al automóvil, la crisis ha postergado las renovaciones por parte de los compradores, cuya consecuencia inmediata es que el parque de vehículos envejezca, con el grave problema de seguridad y el perjuicio medioambiental que esto conlleva. Dar confianza al sistema es tarea del Gobierno, y lograrlo permitiría reactivar el consumo y, por ende, salir de la parálisis en que hoy nos hallamos.

El automóvil ya no es un indicador del estatus social

España está viviendo una situación financiera muy delicada. El 25% de la población está parada y más del 50% de los jóvenes no encuentra trabajo. El automóvil, hoy día, no es tanto un indicador del estatus social como un elemento necesario para moverse; por ello, ahora lo que más preocupa al comprador es el precio. Cuando salgamos de la crisis, evolucionará la calidad del consumo.

Nos resta poder competitivo la falta de flexibilidad laboral

Las relaciones laborales en el sector del automóvil español son muy rígidas. Un 90% de los contratos es indefinido, lo que, dentro de un mercado estable, no sería preocupante; pero en un mercado como el actual, donde solo en España han caído las ventas más de un 50% en los últimos cuatro años, la falta de flexibilidad nos resta poder competitivo.

Unas 40.000 personas viven de nuestra producción de forma indirecta

Las multinacionales muchas veces no tenemos buena fama, pero la gente debe saber que, en el caso de Renault España, el empleo indirecto que generamos es cuatro veces más que el directo, es decir, que unas 40.000 personas viven de nuestra producción. En este sentido, Renault asumió un compromiso de plan industrial en 2009 con el que se salvaguardó el empleo ligado a la producción.

Francia es un buen aliado para salir de la crisis

Me encargo del aparato industrial del grupo Renault en todo el mundo. Como paso tres semanas al mes en Francia, puedo ver nuestro país desde fuera. He tenido ocasión de hablar sobre la crisis con el embajador español en Francia y con otros políticos. Nuestra situación no es buena, porque además de tener poco, lo malgastamos con frecuencia. Sin embargo, Francia ha invertido mucho en España y puede, por tanto, ser un gran aliado para salir de la crisis. Nuestra empresa es un ejemplo de cómo hacer bien las cosas. A pesar de la inflación, no hemos perdido penetración comercial respecto a otros años y sobrevivimos de forma rentable.

La difícil tarea de exportar desde España

No es positivo que los mercados de consumo, actualmente, no estén situados cerca de las empresas españolas sino en el extranjero. La longitud de nuestros trenes es más corta que la de otros países europeos, y la altura de nuestros camiones más baja, lo cual supone un fuerte handicap para la exportación.

No existe un libro blanco de política industrial

La industria en general es como un motor diesel; cuando las cosas se ralentizan, un motor de bajas revoluciones resulta conveniente. Las pymes españolas, en los años 70 y 80 fueron muy fructíferas, pero en los 90, a base de acumular ganancias y descuidar su modernización, comenzaron a perder fuerza, y hoy carecen de importancia dentro del panorama económico mundial. No tenemos un libro blanco de política industrial, pero lo que es innegable es que debe implementarse, independientemente del signo político del Gobierno de turno, con vistas a medio y largo plazo.

Utilizar bien el crédito europeo concedido

Necesitábamos un crédito de Europa, pero debemos utilizarlo bien. Los bancos han de aprovecharlo para empezar a limpiar sus activos tóxicos y así sentar las bases de la recuperación de nuestra economía.

A Mariano Rajoy le pediría que intentara solventar con energía desmanes como el de nuestra sobredimensionada Administración

Aunque muchas medidas de austeridad han sido insoslayables, en algún momento tendremos que volver a activar el consumo, y ello pasa, en buena medida, por hacer fluir circulante. Por desgracia se han realizado en España gestiones muy desafortunadas en los últimos años. Como resultado de ello, hay muchas personas que lo están pasando realmente mal y la imagen de nuestros políticos ha quedado muy deteriorada. Sin embargo, en los momentos clave de nuestra historia han surgido líderes capaces de sacarnos adelante. Confiemos en que aparezca uno que sepa canalizar esfuerzos políticos conjuntos y activar el potencial que sin duda tiene el país. Si tuviera delante a nuestro presidente, Mariano Rajoy, le pediría que intentara solventar con energía temas como el de nuestra sobredimensionada Administración.

España ha sorteado una crisis social en las calles porque somos un país con valores de solidaridad familiar muy arraigados

Me siento orgulloso de ser castellano-leonés y ejerzo de serlo allá donde voy. Nuestro carácter directo, claro y cercano es una característica común de quienes nos hemos criado en la meseta castellana. Por ello no vacilo en afirmar que España tiene la fuerza y la energía necesarias para sobreponerse a esta complicada coyuntura. Además, si el país ha sorteado una crisis social en las calles es porque tenemos los valores de solidaridad familiar muy arraigados. Con un modelo social de tipo anglosajón, habría sido aún más grave.