Excmo. Sr. Bruno Delaye
Excmo. Sr. Bruno Delaye
*, TH, 4t-5è VOLUM. El crac del 2008. La crisis que cambió el mundo.

Excmo. Sr. Bruno Delaye

“Vale la pena dejar constancia en esta obra de testimonios históricos sobre un tiempo convulso y difícil pero lleno de oportunidades”

Contribuir con España a través de los programas de cooperación académicos y profesionales
La presente publicación es una plataforma excepcional para analizar la gravedad de la coyuntura financiera y económica europea, las posibles alternativas de superación y la importancia objetiva de la ejecución de una profunda transformación social y laboral del Estado español que le permita poder competir y cooperar en un plano de igualad con el resto de naciones europeas. Francia, como país vecino y miembro dela Unión Europea, está especialmente interesado e implicado en este proceso al cual desea contribuir a través de los programas de cooperación académicos y profesionales, así como del incremento de los intercambios económicos.

 Se ha de llevar a cabo una profunda reflexión sobre el modelo monetario, político, económico y jurídico de la Unión Europea
Como paso previo a cualquier análisis y planteamiento de remodelación, cabe reconocer la gravedad y dificultad para superar la presente crisis monetaria y financiera que está viviendo el conjunto de la Unión Europea.Utilizando un símil sanitario, hemos conseguido estabilizar al enfermo –nuestra divisa, el euro–, después de los momentos críticos vividos durante el verano pasado en que su existencia corrió verdadero riesgo y en que se produjo una situación de pánico colectivo. Sin embargo, aún no hemos sido capaces de aminorar la gravedad de la situación, y estamos a la expectativa de las circunstancias. Por ello, no solo todas las medidas correctivas que se adopten han de tener en cuenta la gravedad y necesidad de revocar la situación, sino que fundamentalmente se ha de llevar a cabo una profunda reflexión sobre el modelo monetario, político, económico y jurídico de la Unión Europea.

Consensuar y llegar a acuerdos entre 27 Estados no es sencillo
En realidad, la lentitud de reacción ante la crisis monetaria comunitaria provocada por los ataques de los mercados ha puesto de manifiesto la falta de agilidad en la toma de decisiones de las instituciones europeas. Ciertamente consensuar y llegar a acuerdos entre 27 Estados no es sencillo, pero debemos empezar a tender, como de hecho ya se ha hecho mediante el tratado recientemente firmado, hacia un modelo más eficiente en que se controle el déficit de los países para que no se pueda poner en riesgo el futuro dela Uniónen su conjunto. Al mismo tiempo, hemos de trabajar por recuperar y aumentar el crecimiento de las economías respectivas siguiendo el modelo de incremento económico anual norteamericano, puesto que una expansión menor al 2% no permitirá sostener nuestro actual desarrollo del denominado Estado del bienestar. En este sentido, la prioridad dela Unión Europeacomo institución debería ser poder asegurar, precisamente, el nivel presente y futuro de los derechos y las garantías sociales de la ciudadanía europea, un rasgo que nos singulariza en el contexto mundial, y del que tenemos que sentirnos muy orgullosos.

Promover e incentivar la investigación y el desarrollo, que en estos momentos se sitúan muy por debajo de Estados Unidos, China y Japón
Por tanto, el mantenimiento de dichas prestaciones depende del crecimiento, que, a su vez, deriva de la productividad, muy ligada a la flexibilidad laboral, a la capacidad para adaptarse a los nuevos contextos, a la diversificación de actividades y a la innovación industrial y empresarial. Desgraciadamente, las economías europeas han ido perdiendo productividad por nuestra falta de dinamismo, por la excesiva confianza y autocomplacencia con los modelos socioeconómicos construidos y por la tendencia hacia la economía especulativa. Es necesario, ahora más que nunca, aunque represente un elevado sacrificio económico para los respectivos países, promover e incentivar la investigación y el desarrollo, que en estos momentos se sitúan muy por debajo de Estados Unidos, China y Japón; también es fundamental apostar por las nuevas tecnologías y conferir más espacio a la creatividad industrial. Las elevadas cuotas de servicios y cobertura sociales obtenidas no podrán ser mantenidas si no se pueden sufragar a través de los ingresos fiscales derivados de nuestra productividad.

El gobierno francés reconoce la idoneidad del programa de reformas que ha emprendido el Ejecutivo del presidente Mariano Rajoy
De ahí que el gran reto que han de afrontar hoy por hoy los gobiernos europeos sea disponer de la fortaleza y honestidad necesarias para tomar las medidas adecuadas que permitan revertir la situación y allanar el camino hacia un futuro más estable y próspero. Al respecto, el gobierno francés reconoce la importancia del programa de reformas que ha emprendido el Ejecutivo del presidente Mariano Rajoy. El 16 de enero pasado, el Presidente Sarkozy lo elogió durante su visita a Madrid para recibir el Toisón de Oro.

Seguramente ha llegado el momento de potenciar las funciones del BCE hacia la contribución del crecimiento de la economía europea
Nuestro actual modelo financiero comunitario, comandado por el Banco Central Europeo nació, en la década de los 90, antes de que se estableciese el euro en el año 2000 como moneda única. En aquel momento se estableció que su función era la lucha contra la inflación y el afianzamiento de las políticas económicas y políticas comunes, pero seguramente ha llegado el momento de potenciar las funciones de esta institución hacia la contribución del crecimiento de la economía europea; y, de hecho, si hasta el momento no se ha llevado a cabo la ampliación de atribuciones, ha sido por la falta de consenso. Hay que señalar en relación a ello que la contribución del Banco Central Europeo a la estabilización de la crisis financiera ha sido determinante a través de los 1.000 millones de euros prestados en los últimos meses a las instituciones financieras de los países comunitarios a un interés del 1%, lo que ha permitido la emisión de deuda pública y la reactivación de la liquidez de los sistemas financieros.

La idoneidad de la emisión de eurobonos y su finalidad ideal
Paralelamente, cada día está más presente en los medios de comunicación y en la opinión pública la controversia sobre la idoneidad de la emisión de eurobonos y su finalidad ideal. Habría que recordar al respecto que la mayoría de economistas coinciden en señalar que la emisión de eurobonos sería una excelente vía extraordinaria de financiación de programas específicos de investigación, desarrollo, nuevas tecnologías, etcétera, es decir, de todas aquellas iniciativas que pretendiesen adaptarse y avanzarse a las necesidades futuras, pero que en cambio esta opción financiera no debería usarse para el sufragio de los gastos ordinarios.

Hemos materializado 40 proyectos de expansión española hacia Francia
Por otro lado, la transformación y adaptación hacia el nuevo contexto requiere de la colaboración y cooperación de los países miembros de la Unión Europeaen la consecución de un mayor crecimiento en los respectivos Estados; esta es la razón de que, a pesar de que ya existen 300.000 empleos en España derivados de las inversiones empresariales francesas y 80.000 en Francia consecuencia de la expansión de sociedades españolas, la Embajada Francesaen España trabaje día a día para ampliar la imbricación entre ambos tejidos productivos mediante diversas iniciativas. Entre ellas, cabe destacar un foro internacional de empresas donde tienen cabida desde pequeñas compañías a grandes multinacionales o el incremento de la inversión de las pymes francesas en España, y viceversa. Hasta el momento ya hemos materializado 40 proyectos de inversión española hacia Francia. Esta última medida es sin duda una opción ideal de derivar la actividad del negocio y minimizar la incidencia de las repercusiones de los ciclos económicos, aunque, evidentemente, las medidas de la entidad condicionan su capacidad de crecimiento internacional.

La construcción del AVE que enlazará Barcelona con París: una infraestructura idónea y largamente esperada
Relacionado con ello se halla la construcción del AVE que enlazará Barcelona con París, una infraestructura idónea y largamente esperada, que facilitará e incrementará el tráfico comercial y el intercambio empresarial. Por ello, a pesar de la política de austeridad que se ha implantado en los países europeos, el calendario inicial de construcción continúa vigente, de manera que en el año 2020 las comunicaciones ferroviarias hispanofrancesas posibilitarán la conexión por el eje atlántico o mediterráneo.

Nuestro ideal sería la creación de centros de excelencia científica en ambos países
Siguiendo esta labor intensificadora de la cooperación, también trabajamos en la ampliación del número de convenios en materia de formación e investigación. En el primer ámbito estamos incrementando en quince grados cada curso los 341 existentes con doble titulación, española y francesa, con 27.000 alumnos; esta opción académica permite al estudiante formarse en dos sistemas y mundos educativos diferenciados, lo que le confiere una mayor capacidad de adaptación a entornos diferentes, así como, por supuesto, el dominio de otra lengua. Ambas características serán muy beneficiosas para los actuales y los futuros estudiantes universitarios europeos, cuya trayectoria laboral será más flexible, dinámica e internacional que la de las generaciones anteriores. Por lo que respecta a la investigación, nuestro ideal sería la creación de centros de excelencia científica en ambos países en los cuales se llevasen a cabo programas de intercambio o trabajasen de forma estable equipos mixtos.

Vale la pena dejar constancia en esta obra de testimonios históricos
En todo caso, los vínculos entre nuestras dos naciones dentro del marco común dela UniónEuropeason cada vez más estrechos; una realidad que constatamos de forma diaria y de la cual vale la pena dejar constancia en esta obra de testimonios históricos sobre un tiempo convulso y difícil pero lleno de oportunidades.